Rosario Quesada Moratón con su hijo