Encontronazo entre los Moros y Cristianos y la Policía Municipal (10 de agosto de 1984))